Proyecto Ítaca

El proyecto Ítaca es un proyecto socioeducativo que ue persigue el éxito escolar de población socialmente desfavorecida, dotando a los menores de habilidades sociales y favoreciendo el  desarrollo de capacidades cognitivas. El proyecto contempla a través de los distintos programas el apoyo educativo, la lucha contra el abandono y fracaso escolar y la mediación social.

Beneficiarios

Menores en riesgo de exclusión social, escolarizados en centros sostenidos total o parcialmente con fondos públicos del distrito madrileño Puente de Vallecas. Se caracterizan por su escaso nivel formativo y cultural y estar inmersos en contextos socio-familiares de pocos recursos y rentas muy bajas. Se trabaja con población perteneciente a distintos grupos étnicos y multitud de nacionalidades.

Objetivo

Dotar a los menores de habilidades y herramientas de aprendizaje que les posibilite una mayor adaptación, integración y participación social a través del éxito escolar.

Plan de acción

Ítaca emplea una metodología activa, participativa, motivadora y globalizadora con el fin de lograr:

  • que los menores sean protagonistas de su propio desarrollo, para lo cual se emplea una pedagogía de máximos que parta de las capacidades no de los déficits;
  • hacer un seguimiento personalizado, con el que comprobar el afianzamiento de conocimientos y habilidades sociales;
  • proporcionar a los menores experiencias positivas de éxito, creyendo en su posibilidad de cambio;
  • contar con una pluralidad de personas;
  • crear redes sociales, articulando a los diferentes agentes socializadores: colegios, asociaciones, grupos y otras entidades.
  • que haya una asistencia continuada, para lo cual se prestará especial atención a los apoyos e impedimentos familiares.

El proyecto consta de tres líneas de actuación:

  1. Línea preventiva, que consiste en vivenciar lo escolar de forma positiva y motivadora, atendiendo a deberes y al afianzamiento de conocimientos; para ello se imparten técnicas de estudio y hábitos de trabajo, habilidades personales y sociales y desarrollo de capacidades cognitivas.
  2. Línea de mediación social, cuyos beneficiarios son las familias y los centros educativos de los menores y cuyo objetivo es posibilitar una mejor convivencia entre centros educativos, familias y entorno social; para ello se trata de resolver los conflictos de manera positiva trabajando con las familias y con los centros escolares.

Los comentarios están cerrados.